LOS DONES ESPIRITUALES

Texto Principal: 1 Corintios 12:1-14

Introducción: Los dones del Espíritu son dados para el provecho de la iglesia entera, no de un individuo. Pablo, inspirado por el Espíritu Santo dijo en (1 Corintios 12:1) «No quiero, hermanos, que ignoréis acerca de los dones espirituales». (1 Corintios 12:7) «Pero a cada uno le es dada la manifestación del Espíritu para provecho».

  1. NO QUIERO QUE IGNORÉIS ACERCA DE LOS DONES ESPIRITUALES 

(1 Corintios 12:1-14) “No quiero, hermanos, que ignoréis acerca de los dones espirituales”. Si el Espíritu de Dios, a través de Pablo, dijo que no quería que la iglesia en Corinto fueran ignorantes acerca de los dones espirituales, no creo que Él quiera que la Iglesia de hoy día sea ignorante acerca de los dones espirituales. Sin embargo, en algunos lugares la gente no sabe nada acerca de los dones espirituales – ni siquiera existen-. Creen que estos dones ya han pasado. En otros lugares saben algo acerca de ellos, pero su conocimiento es muy limitado.

  1. La Epístola de 1 Corintios no es una carta escrita a un individuo; es una carta escrita a la Iglesia entera. Pablo le está diciendo a toda la Iglesia que desee estos dones. Luego, a medida que todo el Cuerpo los procura, el Espíritu repartirá a cada uno en particular como Él quiera.
  2. Pablo infiere aquí que no todo individuo va a tener todos estos dones (1 Corintios 12:8) “Porque a éste, es dada por el Espíritu palabra de sabiduría; a otro, palabra de ciencia según el mismo Espíritu». 
  1. LOS DONES ESPIRITUALES PROCLAMAN A JESÚS COMO SEÑOR

La Biblia dice que cuando el Espíritu Santo está en acción, Él proclamará el señorío de Cristo (1 Corintios 12:3) “Por tanto, os hago saber que nadie que hable por el Espíritu de Dios llama anatema a Jesús; y nadie puede llamar a Jesús Señor, sino por el Espíritu Santo”. Si es uno de los dones de emisión, el Espíritu Santo dirá que Jesús es Señor. O, si es cualquiera de los dones, siempre levantarán el señorío de Jesús, no el señorío de algún hombre. No atraerán atención al hombre, sino a Cristo.

  1. Nadie puede decir que Jesús es el Señor excepto por el Espíritu Santo.
  2. La manifestación de los dones del Espíritu Santo a través de los creyentes exalta el señorío de Cristo.
  1. DIVERSIDAD DE DONES

 (1 Corintios 12:4-6) «Ahora bien, hay diversidad de dones, pero el Espíritu es el miso. Y hay diversidad de ministerios, pero el Señor es el mismo. Y hay diversidad de operaciones, pero Dios, que hace todas las cosas en todos, es el mismo”. La palabra «diversidad» significa «diferencia».

  1. Hay diversidad de dones (manifestaciones) del Espíritu Santo (1 Corintios 12:8-11) “Porque a éste es dada por el Espíritu palabra de sabiduría; a otro, palabra de ciencia según el mismo Espíritu; a otro, fe por el mismo Espíritu; y a otro, dones de sanidades por el mismo Espíritu. A otro, el hacer milagros; a otro, profecía; a otro, discernimiento de espíritus; a otro, diversos géneros de lenguas; a otro, interpretación de lenguas”.
  2. Hay diversidad de ministerios (oficios ministeriales) dados por el Señor Jesucristo (Efesios 4:11) “Y Él mismo constituyó a unos, apóstoles, a otros, profetas, a otros, evangelistas, a otros, pastores y maestros”.
  3. Diversidad de operaciones (dones motivacionales) dados por el Padre (Romanos 12:6-8) “De manera que, teniendo diferentes dones, según la gracia que nos es dada, si el de profecía, úsese conforme a la medida de la fe; o si de servicio, en servir; o el que enseña en la enseñanza; el que exhorta, en la exhortación; el que reparte, con liberalidad; el que preside, con solicitud; el que hace misericordia, con alegría”.
  1. LOS DONES DE REVELACIÓN, LOS DONES DE PODER Y LOS DONES DE EMISIÓN

La forma más sencilla de describir estos nueve dones es que tres de ellos son de revelación, tres son los de poder, y tres de emisión. 

  1. Los dones de revelación: Palabra de sabiduría, palabra de ciencia y discernimiento de espíritus. En este grupo el mejor don es la palabra de sabiduría.
  2. Los dones de poder: don de fe, don de hacer milagros y dones de sanidades. En este grupo el mejor don es el don de fe.
  3. Los dones de emisión: profecía, diversos géneros de lenguas, e interpretación de lenguas. En este grupo el mejor don es el don de la profecía.

Conclusión: La Biblia nos dice (1 Corintios 12:31 Biblia de las Américas) “Mas desead ardientemente los mejores dones. Y aun yo muestro un camino más excelente”. Los mejores dones son: La Palabra de sabiduría, el don de fe y el don de profecía.

Comparte en redes sociales
bodrum eskort - eskişehir eskort - eskort mersin - mersin eskort - mersin eskort bayan