VIVIENDO EN LA NATURALEZA DADA POR DIOS
11 octubre, 2019

EL EJEMPLO Y COMPROMISO DE UN CAMPEÓN

La situación parecía imposible. ¿Sería que Jesús iba a ser derrotado? sus compañeros así lo entendieron y huyeron lejos de Él. Juan 6:66

Iglesia Cristiana PAI – Ministerio Infantil – Devocional Octubre 12 /2019

Pero aún en los momentos más peligrosos, Jesús vivía lo que les enseñaba a los demás:

“» Ustedes han oído que se dijo: “Ama a tu prójimo y odia a tu enemigo”. Pero yo les digo: Amen a sus enemigos y oren por quienes los persiguen,” Mateo 5:43-44 NVI.

Eso es muy fácil de decir, pero muy difícil de cumplir. Jesús hizo ambas cosas.

¿Qué te parece esta otra?: “Dios bendice a los que son maltratados por practicar la justicia, pues ellos forman parte de su Reino.” Mateo 5:10

La meta principal de Jesús era hacer la voluntad de su Padre. Él sabía que a fin de cuentas agradar a Dios era lo más importante. También sabía que podía confiar plenamente en Dios. de modo que Jesús eligió permanecer en el Juego, respetando las reglas y poniendo su vida en las manos de Dios.

¿Quién mató a Jesús? ¿Fueron acaso los soldados romanos? ¿Los Judíos? No, ninguno de ellos le quitó la vida. “Nadie me la quita, sino que yo de mí mismo la pongo. Tengo poder para ponerla, y tengo poder para volverla a tomar. Este mandamiento recibí de mi Padre”.  Juan 10:18 Él la entrego voluntariamente; Jesús pudo llamar a los ángeles o hacer un milagro y escapar, pero no lo hizo. ¿Por qué no?

Para responder esta pregunta, primero debemos hacer una autoevaluación desde el primer hombre y la primera mujer, cada uno de nosotros ha quebrantado la ley de Dios para la vida. “por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios,” Romanos 3:23. No lo hemos amado ni obedecido como debemos y a eso Dios le llama pecado.

El Castigo por el pecado es la muerte física y espiritual. La muerte espiritual viene por quedar separados de Dios ahora y en la eternidad, quizás tu hayas sentido esta separación como un “Vacío” en tu interior una necesidad profunda que permanece insatisfecha.

Jesús que vivió una vida pura y sin pecado, opto por recibir el castigo que nosotros nos merecíamos, y murió en lugar nuestro. Lo hizo para que pudiéramos nacer a una nueva vida en comunión con Dios y disfrutar de una relación con Él por la eternidad. ¡Jesús Murió para convertirse en nuestro Campeón!

Padre en el nombre de Jesús te pido que nos ayudes a vivir en la forma como vivió tu hijo Jesucristo el único que nos ha dado ejemplo a imitar, ayúdanos Señor por tu Santo Espíritu a enfrentar nuestras debilidades, redarguyéndonos y convenciéndonos de pecado de justicia y de juicio, eres Señor nuestra esperanza en la eternidad contigo en tu Reino por lo cual queremos agradarte en todo, para que cuando vengas nos halles puros, limpios y lavados por tu Sangre Preciosa… Oramos con el poder de Espíritu Santo en el Nombre que es sobre todo Nombre, en el Nombre de Jesús, Amén.

¡Sonríe Jesús te ama!

Comparte en redes sociales